La comunidad cristiana, amigos y familiares de Elisa Muñoz y Joel Díaz demandan justicia con pancartas en manos, mientras los allegados a los seis oficiales detenidos reclaman el cumplimiento del debido proceso judicial.

Establecieron que no todos los oficiales que participaron en operativo dispararon contra la pareja; algunos señalaron que los policías sólo recibían órdenes.

En tanto, el Ministerio Público pide un año de prisión preventiva contra los agentes y que se declare el caso complejo.

De su lado, Severino Perdomo, padre del sargento Domingo Perdomo Reyes, implicado en acribillamiento a pareja cristiana dijo que su hijo «es un hombre honesto. Tiene 15 años en la milicia y, hasta donde yo sepa, él nunca ha tenido problemas«.

Mientras, los abogados de la familia de la occisa advierten que faltan más personas en el expediente.

El Tribunal de Primera Instancia de Villa Altagracia recesó por una hora el conocimiento de medida de coerción a los seis agentes implicados en el acribillamiento de Elisa Muñoz y Joel Díaz.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí