Las instituciones que salvaguardan la seguridad ciudadana, especialmente la Policía Nacional, han determinado la aplicación de medidas especiales para garantizar unas navidades seguras en el 2021. Así lo ha dispuesto a nivel nacional la Dirección de la institución del orden público.

Ese operativo de “Navidad Segura” ya se ha convertido en una costumbre de fin de año, por lo que la Policía está adecuadamente entrenada para cumplir con las tareas de brindar seguridad, en un ambiente que como el navideño se presta para la intensificación del raterismo callejero que se traduce en asaltos y atracos a los ciudadanos que se preparan para las festividades de fin de año.

En Santiago se están dando a conocer por los medios y las redes, variadas denuncias de esos atracos contra ciudadanos que son sorprendidos por los delincuentes habituales para la época. Especialmente, se señala de varios atracos de los que han sido víctimas los viajeros nacionales que retornan al país por el Aeropuerto Internacional del Cibao, quienes viajan al país para estar junto a sus familias y allegados en esta época del año.

Ante esos hechos la Policía ha de tomar las medidas de lugar, de modo que el operativo de “Navidad Segura” sirva de garantía a los ciudadanos que residen aquí o que vienen del exterior para disfrutar en paz y seguridad de las fiestas navideñas junto a los suyos.

En ese orden, es necesario que se disponga un servicio especial de vigilancia en la ruta del aeropuerto, de manera tal que disminuyan o mejor desaparezcan los atracos a los viajeros que entran o salen por esa terminal cibaeña.

La Policía de Santiago y la región, en medio del clima de reforma policial, debe emplearse a fondo para un más efectivo operativo de vigilancia y prevención, aplicando incluso los proce­dimientos de inteligencia para garantizar una verdadera Navidad Segura, al tiempo de que este operativo le sirva de experiencia en su proceso de modernización puesto en marcha por el Gobierno.

El país necesita una policía reformada que se convierta en un instrumento ins­titucional que garantice la seguridad ciudadana, combatiendo con efectividad la delincuencia y protegiendo la vida de los ciudadanos, muchas veces amenazada por la criminalidad, la delincuencia y los accidentes de tránsito, al tiempo que la aplicación de su autoridad se dé dentro del respeto al estado de derecho.

¡Qué la PN, pues, garantice una Navidad Segura!    

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí